Decorá tu cama: ideas para hacer un cabecero original

Esta época en la que no podemos salir de casa ofrece una buena oportunidad para ordenar y decorar. Estos días son ideales para hacer limpieza, reorganizar y darle una nueva personalidad a los espacios.

Incluso yo hice eso con varios espacios de mi casa, y así me di cuenta de que me faltaba algo en el dormitorio: un cabecero. En general, esta es una pieza que no muchas personas tienen en cuenta, no suele ser una pieza fundamental de una habitación. Pero sin dudas los cabeceros cumplen un fin estético en el ambiente, y algunos también un fin funcional.

Muchos modelos de cabeceros funcionan como respaldo para sentarse en la cama o como espacio de guardado, por lo que pueden ser una pieza perfecta para complementar el dormitorio. Pero hoy vamos a hablar de los cabeceros que son solamente estéticos y que podés hacer fácilmente en casa como un proyecto DIY.

Estos cabeceros sirven para sumar diseño, color y textura en la pared de tu dormitorio, al mismo tiempo que enmarca la cama y le da más importancia en el espacio. Son muy fáciles de lograr y estoy segura de que le van a dar ese detalle que le falta a tu habitación.

Fuente Pinterest

Con pintura de color podés tener de una forma fácil y rápida un cabecero. Sólo hace falta que hagas un rectángulo en la pared, de unos 10 centímetros más ancho que la cama y una altura de mínimo 60 centímetros desde el colchón, para crear un cabecero con pocos recursos. Esta es una idea muy buena para sumar color en una pared completamente lisa.

Fuente Pinterest

No sólo son rectangulares los cabeceros, sino que podés aprovechar la versatilidad de la pintura para crear distintas formas o tramas en la pared, como círculos, rayas y más. Como alternativa a la pintura, podés usar vinilos o stickers que son baratos y fáciles de instalar.

Fuente Pinterest

Otra idea muy económica y fácil es usar un palet como cabecero. Te recomiendo que lo lijes bien, saques cualquier clavo suelto y selles la madera con algún barniz o pintura antes de usarlo. Con este cabecero, vas a ganar un espacio de apoyo en la parte superior, por el ancho del palet, y una textura muy interesante.

Fuente Pinterest

Si te gustan los cabeceros de madera, podés crear uno muy fácil con pedazos que tengas por casa o que puedas conseguir de amigos y familiares. Sólo tenés que cortar las tablas de un tamaño similar y podés usar pintura para darle un poco más de personalidad. Se pueden poner las tablas de forma horizontal o vertical, o jugar con distintos diseños geométricos.

Espero que estas ideas te animen a crear un cabecero económico y con estilo para tu cama. Como pudimos ver con estas ideas, un cabecero es algo que se puede lograr de forma fácil, con cosas que probablemente ya tenemos en casa. Dejá salir a tu artista interna y diseñá un cabecero con mucha personalidad.

¡Nos vemos la próxima!

Agos

www.instagram.com/theamandablog

Sígueme
Agos Sime
Agos Sime
Compartir en

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *